La sierra de Catorce

home información historia geografía huicholes fotografía mapas el chuzo contactos blog
el cactus cómo llegar la parroquia literatura artesanía video        
  donde dormir los panteones              
  donde comer retablos              


GEOGRAFÍA DE REAL DE CATORCE

El municipio de Catorce se encuentra en el estado de San Luis Potosí y su cabecera es el pueblo de Real de Catorce, que al día de hoy cuenta con 1200 habitantes. Está situado a 2750 metros sobre el nivel del mar, a 23º41'' de latitud norte y a 101º de longitud este, muy cerca del trópico de Cáncer. Se localiza en uno de los picos de la cadena montañosa caliza, paralela a la Sierra Madre Oriental. Esta cadena tiene unos 60 kilómetros de largo por 30 kilómetros de ancho; cuenta con varias cumbres que superan los 3000 metros: los cerros del Barco (el más elevado de San Luis Potosí, con 3333 m.), el Borrego ( 3270 m .), el Quemado, la Leona , el Lucero y otros más. La parte de la cadena montañosa donde se asienta Real de Catorce fue llamada antiguamente sierra del Astillero. Era una serranía impenetrable en donde abundaban los álamos y en la cual se adentraban de vez en cuando los indígenas de las tribus chichimecas de los Negritos y Bozales, cuando tenían que escapar de la persecución de los españoles. En cuanto empezaron a explotarse las minas, los primeros catorceños se encargaron de acabar con todos los árboles de la región; como depredadores que eran no se preocuparon en lo más mínimo de reforestar y después de pocos años de la fundación del Real, no existía ni un arbusto en los alrededores. La región de Catorce comprende tanto la sierra de Catorce como el bajío de Catorce y está situada en la parte nordeste del altiplano central. Hacia el oriente el altiplano se extiende por algunas decenas de kilómetros y hacia el poniente por varios cientos de kilómetros, hasta llegar a la sierra madre occidental en su porción duranguense. Hacia ese rumbo, las tierras bajas constituyen la reserva natural y cultural de Wirikuta, la tierra sagrada del pueblo Wixarrica (Huichol), en donde recolectan el híkuri (peyote). En la sierra de Catorce se pueden contemplar los paisajes más impresionantes del altiplano central; para apreciarlo sólo hace falta caminar un poco desde el centro de Real de Catorce hacia el cementerio o, para una vista aún más maravillosa, subir alguno de los cerros que rodean al Real. Si quieres llegar a los bosques tienes que hacer una caminata de unas tres o cuatro horas hacia la ranchería de los Alamitos y de ahí ya puedes empezar a ver algunos modestos. Si sigues en dirección del Alamarito podrás entrar a algunos bosques más densos. Es posible acampar prácticamente en cualquier lugar, aunque debes tener agua, pues fuera de las rancherías de los Alamitos y el Alamarito no hay arroyos. Si te gusta el excursionismo, del Alamarito puedes ir a Real de la Maroma, ocho horas más, y ahí si hay arroyos permanentes y bosques más densos. Sin embargo hay paseos mucho más descansados. Simplemente subir al barrio de los Tajos o al de las Tuzas, en el Real, te permite apreciar la grandeza de la geografía catorceña. Es bueno no excederse en el caminar pues quién no está acostumbrado a la altura puede cansarse más de lo normal. Si traes cámara fotográfica, recuerda que la luminosidad es mayor aquí que en otros lugares y es mejor tomar tus fotos temprano en la mañana o ya en la tarde. El azul del cielo aquí es impresionante y las noches estrelladas son tan bellas o más de lo que puedas imaginar. Estás invitado a comprobarlo.

 

FLORA

Por: Josafat Ortíz Becerril

La mayoría de los bosques que se encontraban cerca de Real de Catorce, ya fueran de álamos o encinos, desaparecieron en los tiempos de la explotación minera, ya que estas maderas eran usadas para alimentar las calderas de las múltiples minas, por lo cual la vegetación en el municipio de Catorce no es muy abundante, pero no así en número de especies, ya que se puede encontrar varios tipos de biznagas, gobernadora, lechuguilla, maguey, mezquites, orégano, peyote, pirul, distintas variedades de cactus, plantas medicinales, nopaleras e inclusive algunos bosques de encino aunque no muy abundantes, cerca de los Alamitos. Los problemas por el aprovechamiento ilegal de la madera y cactáceas, en la actualidad son prácticamente nulos, aunque no hay reservas delimitadas o corredores biológicos. El cambio de uso de suelo por la agricultura es muy poco y en la zona urbana del municipio se han llevado a cabo actividades de reforestación, aunque se desconoce la superficie exacta. Tampoco existe la explotación autorizada, los únicos permisos son para la utilización de plantas medicinales, el quiote de maguey y el peyote, que únicamente se permite su explotación a los Huicholes. La mayoría de la flora del lugar son cactáceas, que se han adaptado a climas extremos y secos, gracias a su composición, con cubierta de espinas, que al no tener poros en las hojas como la gran parte de las plantas, la pérdida de agua se reduce al mínimo, además estas espinas, proporcionan un tipo de sombra a la planta, crean una capa aislante de aire fresco y defienden a la planta de posibles depredadores; por estas razones florecen por poco tiempo, ya que esta pérdida de agua por medio de flores, frutos y hojas puede ser fatal.
Por lo tanto la diversidad de ambientes en la Sierra de Catorce, ha propiciado que la flora en el municipio sea muy variada y se puede encontrar un gran número de vegetación originaria de México, bosque espinoso, bosque de encino, matorral xerófilo, entre otros.


FAUNA

La fauna aunque no pareciera muy abundante en esta región, es de gran número, aunque la mayoría es difícil de observar ya que es de hábitos nocturnos. Viven alejados del hombre o son insectos muy pequeños. No hay migración de especies, ni existe cacería furtiva en el municipio, pero tampoco una autoridad de manejo de la vida silvestre, ni áreas de refugio de fauna silvestre. La más común es la liebre, conejo, víbora de cascabel, venado y aves de rapiña. Por otro lado, también se llevan a cabo actividades ganaderas, de porcinos y bovinos, aunque por lo general es para el autoconsumo; el pastoreo de cabras es a mayor escala por las condiciones agrestes del terreno.

 

 

© 2008, Hiram GellonaPanorámica del Real
Panorámica

 

 

© 2008, Hiram GellonaPaisaje del bajío
Paisaje del bajío

 

 

© 2008, Hiram GellonaWirikuta, el lugar sagrado de los Huicholes
Wirikuta, el lugar sagrado de los Huicholes

 

 

© 2008, Hiram GellonaRuinas de la Mina de Concepción
Ruinas de la Mina de Concepción

Eclipsis Eclipsis Eclipsis Eclipsis
Eclipsis